Datos y educación

La importancia del análisis de datos en educación

Generamos y generamos datos y muchas veces no sabemos cómo usarlos o, mejor dicho, como los usan aquellos que trabajan con ellos. Noticias como esta nos hacen ver la utilidad de estosPor eso podemos preguntarnos, ¿por qué no mejorar nuestros momentos de ocio? ¿por qué no mejorar de una forma similar nuestros procesos de enseñanza aprendizaje? 

Parece difícil pero no lo es. Podemos afirmar que es una ciencia que se encuentra en desarrollo, ya que con la velocidad con la que se generan datos se van renovando los métodos que se utilizan para explotarlos. Es cierto, que el vocabulario puede ser complejo, las referencias que podemos consultar implican saber inglés y nociones básicas de estadística. Pero según el objetivo que nos marquemos podemos comenzar a valorarlos sin gran complejidad. 

Learning Analytics

Esta ciencia aparece en la época en la que despuntan los MOOC. Con este tipo de cursos nace una necesidad real para mejorar este tipo de entornos. En su inicio, contaban con unos 10000 alumnos, los cuales presentaban una gran variedad de perfiles y necesidades. 

El primer objetivo que se marcaban los analistas era poder predecir los posibles alumnos en riesgo y consecuentes abandonos. Es decir, intentar garantizar la finalización del curso, para obtener datos del proceso completo. 

Por eso concluyeron que no solo es el análisis de números o datos aislados. Es un trabajo más profundo, un marco extenso en cuanto a la comunidad educativa, roles, contextos y medios educativos. No se centra en analizar solamente el resultado obtenido en el curso, va más allá, y abarca el propio funcionamiento de las instituciones. Es decir, el contexto y entorno del alumno. 

¿Cómo lo hacemos?

Hoy en día, los entornos virtuales de aprendizaje predominan en nuestras aulas, por eso los profesores

  1. Marcar nuestros objetivos 
  2. Recogida de datos útiles.  
  3. Analizar y visualizar los datos obtenidos. 
  4. Realizar las actividades que corresponden en función de los resultados. 
  5. Evaluar el proceso global. 

¿Qué analizamos?

Como ya hemos dicho, las analíticas de aprendizaje no tratan de cuantificar el aprendizaje. Tratan de entender el contexto en el que convive el alumno. 

Por tanto, analizaremos como los estudiantes optimizan y aprenden en el proceso de enseñanza aprendizaje. Usamos ciencias como el Business Intelligence, pero aplicado a la educación, es decir, los procesos que funcionan en empresas los extrapolamos a la educación. También aplicaremos procesos de la minería de datos al usar modelos predictivos y técnicas extraídas del Big Data aplicados a datos educativos. 

Con estas premisas claras la información que buscamos la encontraremos en los accesos a las plataformas educativas, las calificaciones, las visualizaciones de contenidos, las entradas en foros, datos biológicos y el estado de ánimo de nuestros alumnos, entre otros muchos. 

¿Qué herramientas tenemos?

Si nos referiremos a la recolección de datos más personales y biológicos son fácilmente extraíbles a través de los dispositivos móviles o de sus propias aplicaciones por medio de pulseras inteligentes. 

En cuanto a los registros de interacciones de las diferentes personas que forman la comunidad educativa, por ejemplo, los alumnos, podemos analizar los logsEstos contienen datos en crudo, como archivos planos de texto, .csv o Excel, pero recopila información del qué, cómo, cuánto y en qué del usuario. 

Editoriales como Pearson y McGraw Hill utilizan libros digitales para saber cómo se usan sus materiales para mejorarlos y crear contenido adicional. No solo buscan mejorar los resultados de los alumnos, sino que se posicionan mejor que sus rivales e intentan ser más eficaces y relevantes. Con estos métodos logran alcanzar su principal objetivo; estimar la curva de declive de los estudiantes, es decir, registrar el grado en que los alumnos olvidan lo leído. 

También tenemos a nuestro alcance diferentes extensiones para las plataformas LMSPor ejemplo, Moodle cuenta con la extensión GISMOSe encuentra en el repositorio de plugins descargables para poder personalizar la aplicación. Es un sistema de monitoreo y seguimiento para extraer datos de los cursos online y generar representaciones gráficas. 

Por otro lado, existen herramientas concretas para esta actividad como puede ser Power BI. Es un conjunto de herramientas de análisis. Tienen conexión a los diferentes orígenes de las fuentes de datos de las aplicaciones de Office 365 entre otras, simplificando los resultados para su entendimiento y generando análisis en el momento.  

Como profesores no podemos olvidar aplicaciones meramente educativas pensadas para evaluaciones interactivas como KahootSocrative o Plikers, las cuales no solo motivan a nuestros alumnos si no que los resultados obtenidos son instantáneosTambién podemos utilizar aplicaciones para la creación de videos interactivos como Edpuzzle o Playposit nos muestran el proceso de aprendizaje de nuestros alumnos. 

Los datos son una realidad de nuestro día a día, por lo que no podemos obviarlos en nuestras aulas. Poco a poco conseguiremos mejorar el proceso de enseñanza aprendizaje. El objetivo principal del análisis de datos educativos es la personalización e individualización del aprendizaje de los alumnos. Con esto, lograremos también mejorar los materiales y recursos empleados en clase. Dejando como último objetivo todo lo relacionado con la calificación número de los alumnos.

Picture of some business report charts and concept graphs

Autor

Posted by
abril 15th, 2019

Archivos

Categorías

2019-04-24T13:40:30+00:00

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.